24 mar. 2011

...








Tifón era un ser monstruoso que emergió del seno de la Tierra.  Era tan aterrador que los dioses, por miedo a él, huyeron hacia Egipto forzados a transformarse en diferentes animales.

Cuando este ser espeluznante apareció ante ellos, Afrodita y su hijo Eros quedaron quietos de terror. Fue entonces cuando Tifón se enamoró de Afrodita y se lanzó en su persecución. 

Pero el gran Zeus lanzó sus rayos con garfios y derrumbó al abominable ser.

En tanto, Afrodita y Eros se convirtieron en peces y se lanzaron al río Nilo.

Afrodita y Eros aún continúan nadando juntos por el Nilo; y los afortunados niños que allí juegan, los ven a menudo saltar por sus aguas.

7 mar. 2011

..




Los movimientos de un auténtico bailarín de bharatanatyam se asemejan al movimiento del danzar de una llama. Celebrando la eternidad del universo, a través de la celebración de la belleza del cuerpo material.

En la Mitología hindú el universo es descrito como la danza de un bailarín supremo.

El propósito de la danza es librar al ser humano de la ilusión,  el lugar donde se realiza esta danza es simultáneamente el centro del universo y el interior del corazón humano.












Imagen de un chico bailando sobre un charco de agua sucia

17 feb. 2011

..


EL ALCYÓN

En la mitad del invierno, cuando las tormentas del mar son más fuertes, el alcyón deja sus huevos en la arena de la costa. Durante siete días el ave empolla sus huevos, y en los otros siete días siguientes les provee alimento. Así, en el espacio de catorce días, el mar permanece calmo, lo cual suele ser inusual en la temporada invernal.

Los marineros, saben muy bien que en el lapso de aquel período, no sufrirán amenaza de tormeta alguna, y llaman a estos beneficiosos días los "días del alcyón".

El alcyón es raramente visto, excepto en las cercanías de una persona célebre a mitad de la temporada estival o invernal.


- texto de Bestiario Medieval -

22 dic. 2010

..

letra G g - SÉPTIMA IMAGEN

Reflexión

Hay un hombre sentado a la mesa.
Sobre la mesa hay un libro.
El hombre ha leído el libro.
El hombre reflexiona.
Yo leo este libro.
Luego lo cierro.
Entonces debo reflexionar sobre lo que he leído.
El libro está ante mí.
El pensamiento está en mí.
El libro me lo pueden quitar.
El pensamiento no me lo pueden quitar.
Tú no sabes lo que estoy pensando.
Yo no sé lo que estás pensando.
Te veo perfectamente, pero el pensamiento que hay en ti no lo puedo ver.
El hombre sentado a la mesa no piensa con la mano,
no piensa con los ojos,
no piensa con los oídos,
piensa con la mente.
Yo no puedo ver la mente del hombre.
El genio del hombre está en su interior.

un Genio pensante anima el cuerpo